5 de mayo de 2016

Investigan si policías ejecutaron músico dominicano que hirió mujer y secuestró hijo

NUEVA YORK. La Policía Estatal de Massachusetts y la fiscalía investigan a policías de la ciudad de Lawrence con relación a la muerte del músico dominicano Antonio González (Tony Tambora), que el martes 26 de abril hirió de bala a su esposa Yenny Santos y secuestró a su hijo.

La versión de la policía local indica que González se “suicidó”.

En las imágenes de medios de Massachusetts aparecen dos oficiales con el niño rescatado de la vivienda para entregarlo a paramédicos, pero después de eso fue que la uniformada de Lawrence dijo que el dominicano se había quitado la vida.

La investigación se centra en determinar si el tamborero y güirero dominicano fue ejecutado o se quitó la vida.

Los investigadores dijeron que González rompió una de las ventanas y comenzó a disparar contra policías que estaban entre docenas de otros oficiales que montaron una barricada para cercarlo.

Ningún policía fue reportado herido en el supuesto ataque de González a los patrulleros.

La tragedia se originó en medio de una de las tantas discusiones entre González y Santos, en la que él le hizo cinco disparos en presencia del niño, según la versión policial.

La mujer logró escapar y se refugió en el apartamento de un vecino que la escondió, mientras González retenía al menor y se atrincheró en el apartamento situado en la tercera planta de la casa 16 de la calle Melrose, en Lawrence.

La policía dijo que recuperó una pistola en la escena con la que González presuntamente disparó a los agentes apostados en las inmediaciones de la residencia.

Los oficiales respondieron inmediatamente la supuesta agresión a tiros de González, por lo que la confusión se plantea al determinar si murió por balas de la policía o se suicidó, como alega la versión oficial.

La investigación comenzó esta semana, pero no se ha especificado cuándo concluirá y es conducida por investigadores de la Policía Estatal de Massachusetts asignados al despacho del fiscal.

Santos había regresado desde la República Dominicana y en una usual escena de celos, González atacó a su esposa Yenny Santos.

Santos, que días antes pidió una orden de protección (alejamiento), dijo en la solicitud que había estado en un casino acompañada de amistades y que sufría golpes y amenazas de muerte desde 2007 de parte de González.

“Si bebe, él es capaz de matarme”, escribió ella en español en el formulario para pedir la orden al tribunal que fue emitida, pero no entregada a González, debido a una falla en el sistema de computadoras de la corte.

Santos permanece interna en el Hospital General de Boston, recuperándose de la herida en la cabeza y otra en un brazo.
(Fuente: diariolibre.com)