23 de mayo de 2017

Buscan a tres dominicanos desaparecidos en Nueva York

NUEVA YORK-. Los familiares y la policía buscan a tres dominicanos desaparecidos en Manhattan y Queens, en abril pasado y en este mes de mayo, de los que no hay rastros hasta el momento.

Los desaparecidos son Wilson Ureña, diseñador gráfico, quien desapareció de su apartamento en Harlem el 17 de abril, el estudiante Jaime Gregory Morban Medrano, de City College, quien fue visto por última vez de City College, el lunes de la semana pasada; y la joven Yaconix Díaz, de 28 años, quien sufre de depresión crónica y fue reportada el 11 de este mayo.

Hasta ahora no hay rastros de ninguno de los desaparecidos y las autoridades han activado una amplia búsqueda en zonas boscosas, los ríos Hudson y del Este y han conversado con parientes, compañeros de clases y amigos, pero nadie sabe del paradero de ninguno de ellos.

Cientos de volantes han sido distribuidos y puestos en lugares estratégicos en busca de información.

Ureña, según su madre Marina Ureña, es esquizofrénico y llevaba semanas sin salir de la casa, donde antes de desaparecer se la pasó entreteniéndose con videos-juegos.

La madre y el padre asistieron a un evento el viernes, Día Mundial de los Desaparecidos, donde se llevó a cabo un evento de identificación con ADN de varios muertos que han sido encontrados en espacios públicos de la ciudad, dos de ellos en Central Park, pero ninguno correspondía al cadáver de su hijo.

Jaime Morban, padre del estudiante, dijo a medios locales que su hijo no se ha comunicado con ellos y que no hay rastros de su paradero, aunque fue visto tomando clases a eso de las 4:00 de la tarde, luego de lo cual desapareció en las inmediaciones del recinto universitario, donde estudia informática y letras, ya que aspira a ser escritor.

El señor Morban es un ex profesor con 28 años de carrera en la escuela pública PS 57 en el Alto Manhattan y militante de Alianza País en Nueva York.

El estudiante vive con su madre en el vecindario Inwood del Alto Manhattan y es descrito como un joven extrovertido que no gusta de socializar, por lo que se descarta que estuviera en compañía de alguien en el momento de desaparecer.

“Él no dijo a dónde iba”, dijo de Wilson que se graduó con un título en artes gráficas en 2014, y trabajó como diseñador hasta el pasado octubre, cuando su conducta comenzó a cambiar repentinamente.

“No había salido de la casa en meses. Durmió todo el día. Él jugó videojuegos toda la noche. Apenas comía “, dijo conteniendo las lágrimas.

Por su parte, familiares de Díaz se mantienen sumados a la búsqueda de las autoridades y su madre María Broomberg dijo que está desesperada y que no duerme desde que ocurrió la desaparición de su hija. Confirmó que Yaconix, de 28 años, padece de depresión crónica y que por eso el temor aumenta cada día.

Ella y otros familiares se mantienen repartiendo los volantes en toda la ciudad.

“Quiero que me ayuden a encontrar a mi hija, porque cuando hablo con la policía, ellos creen que ella está bien y no está bien”, dice la madre.

La Oficina del Médico Forense dijo que en dos meses más, se volverá a hacer las comparaciones del ADN. Unas 13,000 personas fueron reportadas desaparecidas en Nueva York en 2016.
(Fuente: Miguel Cruz Tejada/diariolibre.com)

0 comentarios: