13 de septiembre de 2016

Imputado en caso de niña Carla Massiel dice: "Fue para un experimento rarísimo"

Santo Domingo -. Dawin Trinidad Infante, quien es acusado por la desaparición de la niña Carla Massiel Cabrera, reveló ayer haber recibido tres mil 600 dólares para enterrar el cadáver de la pequeña, y aseguró que ésta fue raptada para hacer “un experimento rarísimo”.

Dijo que el dinero le fue entregado por una doctora, a la que no identificó por su nombre, y que su única participación en ese hecho fue enterrar el cadáver.

Aseguró que hay tres personas vinculadas en el hecho que están “en la calle”, tras señalar que “han querido tapar una red que hay, no sé si era para sacarle los órganos o cualquier otra cosa a la niña. “Yo lo que sé es que estaban haciendo un experimento rarísimo”, indicó Trinidad Infante.

El imputado fue entrevistado a la salida del Segundo Juzgado de la Instrucción de la provincia Santo Domingo, donde tiene un proceso abierto, acusado de violar a dos hermanitas de cinco y seis años de edad.

“Yo no maté a la niña Carla Massiel y hay tres gentes que andan en la calle normal y campante y no tienen ninguna medida de coerción; el único que está preso soy yo”, precisó.

Indicó que la participación que tuvo en el hecho Juan Cabral Martínez (Chuti) fue buscar el dinero donde la doctora para enterrar el cadáver de Carla, y señaló que él trabajaba en la finca donde fueron encontrados los restos de la niña.

Reiteró que ha recibido amenazas en la cárcel, por todas las vías.

A continuación la entrevista realizada al imputado Dawin José Trinidad Infante, implicado en la desaparición de la niña Carla Massiel Cabrera.

Prometiste tú que hablarías a la salida, ¿se te está acusando de violar a dos niñas?
No, no, mentira, lo que pasa es que han querido fusionar dos expedientes.

¿ Cuáles son esos dos expedientes a los que tú te refieres? ¿los de Carla Massiel? Sí, ellos están claros de todo, han querido fusionar dos expedientes.
También han querido decir que para hacer un trasplante hay que tener 100 vainas… Para hacer algo no hay que tener tantas gentes, todo el mundo está claro, yo les he dado nombres y apellidos a ellos, si ellos quieren bregar que breguen o si no voy a bregar yo.

¿Quiénes son esas gentes?
No, eso es parte confidencial.

¿Ratifica usted que le sacaron los órganos a Carla Massiel?
Claro, yo se los dije a lo primero.

Un cadáver para pararlo hay que pararlo bien. Ellos lo que están tratando es de tapar. Si yo hubiera querido me hubiese ido a este caso, si pararon su cadáver rápido e hicieron su lío lo hicieron ellos, yo no, yo les dije lo que hice.

¿Cómo te contactaron?
Ellos fueron a La Victoria y yo les dije que les iba a colaborar.

¿Y sobre la acusación de las dos hermanitas?
Han querido fusionar eso; eso es mentira, ni papeles de médico legista tienen. Lo que pasa es que el coronel Romero, de Investigación, yo le expliqué al principio lo que pasó y él me dijo, “yo voy hablar con la magistrada”; y yo le dije que no, y él me dijo, “pues te voy hacer la ‘vuelta’ ”, y yo le dije, “pues haz la vuelta”. Lo que pasa es que la mamá de las niñas yo vivía con ella y ella estaba resentida”.

¿Cómo se hizo el proceso para sacarle los órganos a Carla Massiel?
Ellos se la llevaron por ahí, de ahí más yo no sé.

¿Y por qué te involucran en el caso de Carla Massiel?
No, yo no puedo decir. Mira como yo vine en una guagua que me trajo aquí hoy, y yo no sé en qué cámara tengan una pistola montada y me den un tiro.

En el caso de Carla Massiel, ¿cuál es tu participación?
Yo la enterré y ya. Pero yo no la maté. Ellos saben, hay tres gentes en la calle y andan normal y campantes y no tienen ninguna medida de coerción, el único que está preso soy yo. El otro muchacho, Juan Cabral Martínez (Chuti), él lo que fue a buscar fue RD$100,000 pesos a donde la hija del médico, equivalente a US$3,600 dólares para enterrar el cadáver de Carla.

¿Tú no sabes cuánto les dieron a los otros?
No, yo no sé, porque el otro muchacho que la secuestró, que se llama Ronald, a él lo mataron con un niño que llevaba secuestrado en una yipeta y a él lo mataron en San Pedro.

¿Cuántas gentes hay involucradas por ese caso aún en libertad?
Que yo sepa hay tres. Que yo conozca hay tres en las calles.

¿Violaron a la niña?
No, no, hubiese salido. Yo les voy a explicar lo que hubiese pasado, el corazón no se pudre, ni los riñones, ni el hígado, es decir, tiene que dejar señas de qué murió, porque no le encontraron nada, lo que quieren es tapar una red que hay.

¿De qué es esa red?
Yo no sé de qué es; yo no te puedo decir con seguridad si era para sacarle los órganos o cualquier cosa.

Yo sólo sé que estaban haciendo un experimento rarísimo.

¿Tú la enterraste, cómo estaba la niña? Estaba abierta en forma de una J, es decir, de arriba abajo.

¿Tú hablaste de una hija de un doctor, qué doctor es?
Sí, Hipólito Santana, el que era dueño de la clínica Integral. Yo vivía allá, yo trabajaba con ellos.

¿Y dónde te entregaron la niña para enterrarla?
Allá mismo en la finca de él.

¿Es cierto que se encontró una sábana de ese centro médico?
Claro, pila de vainas se han encontrado.

¿Y dónde están?
Yo he ido con la magistrada a varios sitios a buscar más cosas y no sé si es que las están desapareciendo, yo sólo sé que estoy diciendo la verdad y ya, estoy dispuesto a coger cárcel.

¿ En ese lugar, solamente tiraron ese cadáver?
Nada más encontramos ese cadáver y fuimos a un hoyo a buscar otro.

¿Esas tres gentes que andan en las calles que tú dices, son gentes de poder?
Claro. El que no tiene dinero en este país, qué es lo que tiene que hacer, coger cárcel.

¿A quién tú responsabilizas si te pasa cualquier cosa?
A ellos mismos.

¿Incluyendo al dueño de la clínica?
No, porque supuestamente dizque murió.

¿Entonces a la hija?
Claro.

¿Has recibido amenazas en la cárcel y por qué vía?
Claro, telefónica, por todos los lados, y entonces el coronel que investiga el caso de la niña me mete presión y me ha dicho que “quiere dejar el caso así”, qué yo puedo hacer, yo lo que estoy es aportándole a la magistrada sobre la investigación.

Cuando ustedes estaban en la finca, ¿quiénes estaban allá?
Había dos personas, Ronald y otro muchacho del barrio. Y yo quiero que sepan algo, la niña no se desapareció de un culto, todo eso es mentira, la niña se desapareció a las 2:00 de la tarde desde la finca donde vivía Ronald. Eso es todo lo que tengo que decir.

“CHUTI” TIENE PROCESO ABIERTO POR ROBO
Juan Cabral Martínez (Chuti), también acusado de la desaparición de la niña Carla Massiel, tiene otro proceso abierto por robo agravado, al presuntamente penetrar al Minimarket Company y sustraer una pistola del dueño de ese centro comercial. Según el acta de acusación, ese hecho ocurrió el 27 de marzo de 2015, en el negocio propiedad de Carlos Martínez López, en el sector Pantoja, de Santo Domingo Oeste, en cuyo expediente también figura como imputado Gabriel Reynoso Peralta (Garabito).

Aplazada la audiencia que verá otro caso contra Trinidad

El Segundo Juzgado de Instrucción de la provincia Santo Domingo aplazó para el próximo 20 de octubre, a las 9 de la mañana, el conocimiento de un pedido de apertura a juicio contra Dawin José Trinidad Infante, acusado de agresión sexual a dos hermanitas de entre 5 y 6 años de edad. El ente judicial tomó la medida para dar tiempo a que Infante esté representado por un abogado en el juicio. El hecho del que es acusado habría ocurrido 28 días después de la desaparición de la niña Carla.
(Fuente: listindiario.com)